The 8 basic equipment to open a vehicle workshop

Abrir un taller mecánico en condiciones requiere inversión y esfuerzo, la calidad de los servicios que se presten, los precios ajustados, el servicio al cliente, los profesionales que se contraten e incluso su ubicación son factores que pueden determinar su éxito o fracaso.

Además de las herramientas manuales como llaves, taladros, destornilladores, manómetros y alicates, hay una serie de equipos de reparación o medición que son imprescindibles.

Y es que los equipos pueden ser uno de esos factores determinantes del éxito, tanto por las prestaciones que ofrecen como por el tiempo y el costo de la mano de obra que a la larga se ahorra contando con estas máquinas.

 

Equipos básicos para el taller

 

Gato y elevador hidráulico. La función primordial del gato es levantar el vehículo para un cambio de ruedas o para realizar algún tipo de soporte a otros trabajos. El elevador hidráulico se ha convertido en parte de la equipación básica del taller porque permite elevar el carro para poder realizar tareas donde el mecánico debe llegar a la pieza por la parte inferior, como reparaciones y mantenimientos en suspensión, frenos, amortiguación y trabajos de motor, entre otros.

 

Desmontadora. Esta máquina es imprescindible para un taller porque permite desmontar y montar llantas de alto y bajo perfil, su manejo es sencillo porque será suficiente con insertarla entre la llanta y el neumático apalancándose ligeramente sobre la primera para elevar el talón de manera progresiva y con el mínimo esfuerzo.

 

Prensa hidráulica. Su función es levantar grandes pesos con el uso de pequeñas fuerzas, las encontramos entre las 5 y las 200 toneladas y se usa para ensamblar amortiguadores, juntar los frenos y algunas aplicaciones más.

 

Balanceadora. Uno de los trabajos más solicitados en un taller mecánico es el de alineación y balanceo de llantas, así que esta máquina es importante porque permite equilibrar las llantas facilitando y acelerando todas las fases de la operación con tecnología puntera para garantizar el óptimo rodamiento del vehículo.

 

Alineadora. En la misma línea, un buen equipo electrónico debe trabajar con rayos infrarrojos de alta precisión, que permite medir la convergencia y divergencia de la suspensión para que la dirección se mantenga en los parámetros del fabricante. Con una buena alineación la conducción es más segura y las llantas tienen una vida útil más larga.

 

Máquinas de soldadura. Importante para diferentes usos, como la soldadura de cables y otros componentes con estaño, necesaria cuando se trabaja en la parte eléctrica del vehículo.

También se requieren las máquinas de soldadura MAG para la sustitución de piezas soldadas de acero y equipos MIG cuando se trabaja el aluminio.

 

Kit sacatocos. Necesario para la reparación de carrocerías, sirve para ahorrar tiempo al momento de sacar pequeñas abolladuras y corregir elementos de poco grosor en puertas, techo, capó o baúl, aunque un buen kit también podrá usarse en chapa más gruesa como el chasis o los estribos.

 

Cabina de pintura. Con una cabina de pintura se mantiene el entorno libre de partículas, porque absorben el aire y lo filtran, así las impurezas en suspensión no se depositan en las piezas que se están pintando y tampoco salen al exterior.

Además una cabina de pintura es estanca, circula aire caliente para pintar y secar en menos tiempo y tiene una iluminación que distribuye uniformemente la luz y evita reflejos para una apariencia homogénea.

With this machinery a mechanical workshop will stand out for the speed and quality of the work, it guarantees that there will be no additional processes thanks to the precision of each one of them, they will help to reduce the working times and wait while optimizing the resources and labor risks for staff are reduced.

 

By. Adriana Gutiérrez

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Post comment